So it goes


Los japoneses viejos creían

había una preciosa metrópoli a la luna.

«Sin embargo,

lo que nos mostró Apollo 11 fue

un desierto».

Dijo mi profesor de ceremonia del té.

 

Continuó,

«Digamos

quizás fue porque

no estábamos preparados

ver esto

aun así».

 

Me gusta este pensamiento.

 

Sí, todos vemos el mundo de una manera diferente.

 

Nuestro propio universo somos nosotros mismos,

como filtros o receptores

que nos muestran la visión.

 

Sería feliz,

cuando la gente ve mis obras

si pudieran contemplar el mundo

más bellamente

y más poéticamente.

 

Esperamos,

para ver la bella metrópoli a la luna,

pronto.

Miho Kajioka

Japón

Miho Kajioka (n. 1973, Japón, vive en Kyoto) estudió bellas artes en Estados Unidos y en Canadá. Sin embargo, comenzó su carrera como periodista en Japón.

Fue después del terremoto y el tsunami del 2011 que Kajioka se volvió a conectar con su arte fotográfico. Dos meses después del desastre, mientras informaba la zona, Kajioka encontró rosas floreciendo junto a un edificio explotado. Aquella mezcla de gracia y ruina la llevó a crear arte que celebre la belleza en la vida cotidiana.

La obra de Kajioka expuesto en Francia, los Países Bajos, Colombia, EE. UU., Italia, Alemania, España, Bélgica, Portugal y el Reino Unido.